Director General | Carlos Marín Romano | carlos.marin@cmgolf.es

blog

Golf como deporte para transmitir valores.

Comenzar a practicar un deporte desde niño o incluso en la adolescencia es siempre positivo, ya que de una manera implícita van asociados una serie de valores.

El deporte y el golf en particular, como vehículo para transmitir estos valores en la formación de nuestros niños puede ser muy positivo debido a la funcionalidad lúdica y de juego que tiene su práctica. Es un juego y la diversión debe primar, nunca debemos olvidarlo. Hay que minimizar la presión externa por los resultados, primando e incidiendo en el compañerismo, concentración, disciplina, fair play, respeto, solidaridad y constancia.

Poco a poco, de forma natural, irán adquiriendo estos valores y formarán parte de su educación, aplicables a todos los ámbitos de la vida.

En el caso del golf, sin querer pecar de falta de objetividad por la pasión que le tenemos, podemos añadir unos valores más específicos que pueden trascender a una esfera más social o cívica como la etiqueta o las normas de comportamiento. Si a esto le sumamos la importancia de la paciencia y la estrategia a la hora de resolver un problema nos ayudará a saber tomar decisiones con la actitud adecuada. Hoy en día, tener estas aptitudes y valores se antojan claves para desenvolverse con soltura tanto en la vida profesional como personal.

Resumiendo, el golf como deporte aporta valores muy importantes para la formación de los niños y adolescentes, siendo además excelente para potenciar la capacidad de sociabilizar, conocer gente nueva y hacer amigos. Y todo ello con diversión.

¿Y la competición? Es importante que aprendan a competir de forma sana, relativizando el resultado y potenciando la mejora continua. Con la práctica y la constancia se llega a la maestría, siempre dentro de las cualidades innatas que cada uno disponga.

Desde CmGolf, como organizadores de campeonatos de golf, consideramos que la práctica de este deporte no se enfoca solo como una fábrica de jugadores sino que se eleva a un estadio superior al ayudar a formar personas.